El “corazón” de un equipo de corte por laser es su resonador, que es la unidad que produce la emisión de luz láser. Tradicionalmente los equipos de corte han utilizado resonadores de CO2 para producir el haz que corta el material, pero en los últimos años, la tecnología ha evolucionado y han irrumpido fuertemente en el mercado de corte las máquinas con resonador láser de fibra.

Cada una de las tecnologías tiene sus ventajas y limitaciones por lo que a continuación presentamos una descripción más detallada de ambas tecnologías.

LASER DE FIBRA

El haz láser de un resonador de fibra se produce a partir de conjuntos de diodos. La luz es conducida por un cable de fibra óptica similar al utilizado en las transferencias de datos. Finalmente la luz láser al salir de la fibra es colimada y luego focalizada sobre el material mediante una lente en el cabezal de corte.

La generación del haz láser es aproximadamente un 200% más eficiente en términos energéticos que un láser de CO2 y el manejo del haz hasta el lugar de corte es mucho más simple ya que se utiliza una fibra óptica en lugar de un complejo sistema de espejos.

Los principales beneficios del corte laser con resonador de fibra son:

- Sistema muy simple para el transporte del haz a la zona de corte. No hay partes móviles lo que reduce el costo de mantenimiento y facilita la operación.

- Alta eficiencia energética en comparación con un láser de CO2

- Se pueden obtener velocidades de corte mucho más altas en materiales delgados (hasta 3mm de espesor).

- Posibilidad de cortar materiales muy reflectivos sin riesgo de dañar la óptica de la máquina

LASER DE CO2

El láser de CO2 produce la emisión del haz a partir de la excitación de gas mediante la aplicación de un arco eléctrico. El haz sale del resonador pasando a través de un espejo semi-permeable que deja pasar parte de la radiación y es llevado hasta la zona de corte mediante un sistema de espejos móviles que ajustan su posición para llevar el láser hasta la posición requerida. En el cabezal cortador, una lente focaliza el haz sobre el material a cortar.

Los principales puntos a favor de un láser de CO2 son:

- Se pueden cortar materiales de mayor espesor

- Se obtienen velocidades de corte superiores al láser de fibra en materiales de espesores mayores a 5mm

- La calidad del corte es más consistente en todo el rango de espesores de corte

- Mayor flexibilidad ya que puede cortar un rango más amplio de materiales.

- Menor costo por pieza en materiales a partir de 5mm de espesor hacia arriba.

- Mayor seguridad ya que el tipo de emisión láser es menos riesgosa que la del láser de fibra.

Conclusiones:

Ambas tecnologías tienen aplicaciones específicas donde su desempeño destaca por sobre la otra. Para cortar espesores pequeños, el laser de fibra tiene excelentes resultados a un menor costo, en cambio para espesores mayores, la calidad y eficiencia del láser de CO2 es mayor.

Como prestadores de servicios de corte, Lemaco Industrial ofrece a sus clientes los beneficios de ambas tecnologías, pudiendo tener la flexibilidad de utilizar la tecnología más adecuada para cada caso y otorgar así un mejor servicio.