Tanto el corte laser como el corte por agua son procesos de manufactura asistidos por computador (CAM) ya que todos los movimientos y parámetros del proceso necesario para fabricar el producto deseado son controlados por un sistema de automatización llamado Control Numérico (CNC)

Existen dos maneras de alimentar a los sistemas CAM con la información necesaria para que éstos realicen el trabajo deseado:

1.- Programación Manual: Mediante la programación directa por códigos que le indican a la máquina qué hacer.

2.- Programación automática: A partir de un dibujo CAD (de las siglas en inglesas de Computer Aided Design) que es traducido por un software (post-procesador) a un lenguaje (ISO) apropiado para el control CNC

Si bien la programación manual es factible para algunos procesos de mecanizado simples, la alta complejidad geométrica y la incorporación de muchas piezas diferentes dentro de un mismo programa de corte, la hacen imposible de utilizar para sistemas de corte como el corte láser y el corte por agua. Es por esto que decimos que estos procesos de corte de precisión son tecnologías CAD/CAM, es decir, que integran el diseño asistido por computador y la manufactura asistida por computador.

Es en este contexto entonces que el dibujo de los planos de las geometrías a cortar cobra una gran relevancia en el proceso de fabricación, ya que pasan a ser el equivalente a una “matriz” en procesos tradicionales de manufactura. La calidad del dibujo va a ser fundamental para el éxito del proceso completo de fabricación al ser el punto de partida de la manufactura.

La principal ventaja de utilizar planos digitales para fabricar, es que permite una gran flexibilidad para poder ajustar diseños o crear múltiples variaciones de las piezas a fabricar sin incurrir en mayores costos que el tiempo de dibujo. No hay que fabricar matrices, por lo que se hace económico el cortar series cortas de piezas, lo que es una gran ventaja para fabricar prototipos, productos personalizados o producciones limitadas.

Cuáles son entonces las principales recomendaciones al dibujar planos de piezas para los procesos de corte por láser y corte por agua?

1.- Dibujar siempre contornos cerrados, evitando que queden líneas cruzadas o que no se intersecten en un punto.

2.- Entregar los planos libres de líneas dobles

3.- Dibujar siempre planos en escala 1:1 en milímetros

4.- Las cotas, líneas de ejes, líneas auxiliares, textos y cualquier otro elemento que no sea el dibujo de geometría de la(s) pieza(s), deben venir en capas (layers) diferentes de la capa dónde se encuentra la geometría de la(s) pieza(s) a cortar.

5.- Si el diseño contiene textos para corte, las letras deben venir trazadas (dibujadas con líneas por todos sus contornos) para poder ser procesadas.

6.- Los planos deben ser dibujados en 2D, ya que el tanto el corte láser como el corte por agua de planchas son procesos en dos dimensiones.

7.- En caso que el diseño considere piezas de encaje, considerar que los materiales tienen tolerancias en su espesor y que debe existir alguna holgura para permitir el correcto ensamble de las piezas.

8.- Indicar siempre al menos una cota de referencia para poder revisar la escala del plano.

9.- En caso que hayan tolerancias especiales en alguna zona del plano, indicarlo explícitamente, caso contrario se considerará que el cliente acepta las tolerancias máximas de los procesos de corte.

10.- Dibujar una sola vez cada pieza a cortar, indicando con un texto la cantidad de piezas da cada una. El “anidamiento” (o nesting) de las piezas en el material, lo hace el programador del corte.

11.- Indicar siempre el tipo de material, calidad y espesor de cada pieza.

12.- Entregar el archivo digital de preferencia en formato vectorial compatible con los principales sistemas CAD (dxf, dwg o similar).

Si usted sigue estos lineamientos al diseñar sus piezas para el servicio de corte por láser o para el servicio de corte por agua, obtendrá mejores y más rápidos resultados.